Noticias 29-08-2018 BALONMANO - Los árbitros Aitor González y Adrián Márquez relatan en una entrevista en la web de la FBM sensaciones tras su ascenso a Nacional





Imagen El Comité Técnico de Árbitros contará este año con dos nuevos árbitros de categoría nacional recién ascendidos. En la web de la Federación Madrileña de Balonmano han charlado con Aitor González y Adrián Márquez para conocer que supone este nuevo reto en su trayectoria como colegiados de Madrid.

¿Qué es lo primero que pensasteis cuando visteis que habíais ascendido?

Adrián. La verdad que me hizo muchísima ilusión porque era una cosa por la que llevaba mucho tiempo luchando.

Aitor. Lo primero que pensé cuando tuve la confirmación es que por fin había llegado el objetivo por el cual había luchado tanto estos años atrás. Un cúmulo de emociones, cuando empecé a mirar atrás, que fueron muy bonitas incluso con alguna lágrima.

¿Cuándo empezasteis a arbitrar, este era vuestro objetivo? ¿Y si no cuáles eran?

Adrián. Cuando empecé a arbitrar la verdad que no me imaginaba por ningún momento plantearme el ascender. Pero poco a poco y creciendo los objetivos cambiaron y uno de ellos era llegar a Primera Nacional, nunca descartando seguir luchando por más.

Aitor. Mi objetivo siempre fue llegar a lo máximo desde que con 18 años deje de jugar para dedicarme solo al arbitraje, no tener techo ese ha sido siempre mí objetivo en esta vida.

¿Vais a ser de las parejas más jóvenes de la categoría, lo consideráis algo positivo o negativo?

Adrián. No lo veo ni positivo ni negativo la verdad que es una gran oportunidad para seguir creciendo en el mundo arbitral y no pensar si es bueno o malo ser joven.

Aitor. Seremos de las jóvenes, pero no de las que más, creo que llegamos con una madurez y trabajo muy bueno para poder hacer un gran papel en esta nueva categoría, así que es totalmente positivo hemos trabajado muy bien con nuestra territorial.

¿Alguna anécdota graciosa que os haya ocurrido como pareja?

Adrián. Lo que más gracia suele producirnos es las veces que nos hemos podido caer en medio de algún partido (sonrisa).

Aitor. En un campeonato esta misma temporada me puse malo y mis compañeros de Madrid tuvieron que sustituirme y alguna caída que otra que algún entrenador me dice patoso (sonrisa).

¿Después de haber conseguido el ascenso, cuál es vuestro siguiente objetivo?

Adrián. Nuestra idea es seguir creciendo sin poner un objetivo en concreto, seguir aprendiendo y llegar todo lo lejos que podamos.

Aitor. Objetivo a primer plazo es seguir currando como hasta ahora, para seguir subiendo peldaños en la escalera de la RFEBM, nunca quedarnos estancados y tener intacta la ilusión como el primer día que es algo muy importante.

¿Quiénes son las personas que os han ayudado a conseguir el ascenso? ¿A quién se lo agradecéis?

Adrián. Durante estas temporadas como árbitro han estado muchas personas ayudándome siempre pero tengo que hacer mención especial a David Monjo, Víctor Valcárcel y Joaquín Momprade los cuáles han sufrido este año con nosotros y también hemos disfrutado de los buenos momentos. Al que más tengo que agradecer es a Aitor González desde el primer día hasta hoy siempre me ha estado apoyando en lo malo y en lo bueno. Es un placer poder competir esta aventura con él.

Aitor. Pues ha habido varias personas, pero sobre todo para mí tres pilares fundamentales de hace cuatro temporadas atrás que son David Monjo, Víctor Valcárcel y Layachi Tuhami. Y, por supuesto, mí incansable compañero de batallas Adrián Márquez que desde el primer día nos comprometimos a esto y lo estamos logrando. Se lo agradezco a los cuatro a diario, dándome las oportunidades que me han dado. También quiero agradecer a mis compañeros nacionales que algunos me han ayudado desde el minuto uno que llegue a Madrid, sin pedir nada a cambio y a mis compañeros territoriales muy grandes también no me olvido de nadie, ni de los mesas que han hecho fácil nuestro trabajo.

¿Creéis que estáis preparados para dirigir partidos de categoría Nacional?

Adrián. Pienso que este año hemos aprendido mucho y nos llevamos una gran experiencia en muchos partidos que nos ayudarán a poder dirigir los partidos esta temporada.

Aitor. Creo que estamos preparados para la temporada que viene en Primera. Hemos realizado un gran trabajo para ello.

¿Alguna manía que tengáis dentro de la pista que se pueda contar?

Adrián. Siempre suelo empezar los partidos pitando de árbitro central y también en el vestuario mientras nos cambiamos con la música solemos ser maniáticos.

Aitor. Yo siempre tengo la manía de llevar térmica para arbitrar, en cada partido ponerme música antes de arbitrar, cosas que hacemos casi todos los árbitros y jugadores.